Consultas 984 102 499
My Cart
S/0.00
My Cart
S/0.00
Blog

¿Buscando alternativas a los lácteos?

Si deseas disminuir tu consumo de lácteos (como la leche, quesos, yogures, helados, etc. de origen animal), pero no sabes cómo reemplazar su sabor o sus nutrientes, este artículo es para ti.

Existen muchas razones por las que buscamos alternativas vegetales. Quizás seas parte de aquellos que somos intolerantes a la lactosa o alérgicos a la proteína de la leche.  O tal vez estés buscando reducir su consumo, porque estos alimentos suelen caerte pesados y difíciles de digerir. O quizás te encuentres adoptando un estilo de vida vegano o buscando simplemente alternativas más saludables de origen vegetal.

Sea cual sea la razón, aquí te traemos 6 alimentos de origen vegetal que serán tus aliados:

  1. Soya: La bebida de soya es una de las bebidas de origen vegetal más consumidas. Si buscas reemplazar el sabor y el aporte de proteínas de la leche de vaca, no dejes de probar esta opción. Un vaso de bebida de soya contiene 7 gramos de proteína versus los 8 gramos de proteína que aporta la leche de vaca. Contiene también calcio, vitaminas del grupo B y fósforo. La soya es tan versátil que puedes encontrarla también en yogures y tofu (queso de soya).

 

  1. Almendras: si lo que buscas es una alternativa como fuente de calcio, la bebida a base de almendras te encantará. Suele tener un sabor menos predominante a la bebida de soya, por lo que puedes utilizarla tanto en tus desayunos como para elaborar recetas. También puedes encontrar y elaborar yogures a base de esta nuez.

 

  1. Cashews: una gran opción. Estas nueces contienen grasas saludables, que te ayudan a combatir el colesterol malo, fuente de proteínas y una gran variedad de vitaminas y minerales. Además, si buscas cremosidad, esta bebida será tu aliada. Los cashews o las nueces de cajú son tan versátiles que puedes encontrar desde helados hasta quesos a base de esta nuez.

 

  1. Quinua: una excelente alternativa rica en proteína y en fibra. Con magnesio, calcio, hierro y rica en aminoácidos. Tiene un sabor suave, y consistencia ligera, ideal para los más pequeños de la casa.

 

  1. Avena: una de las alternativas más económicas y fáciles de preparar en casa. Es rica en antioxidantes, fibra y proteína. La avena además aporta potasio, magnesio, zinc y tiene un alto contenido de vitamina B. ¿Lo mejor? Si la preparas tú mismo, puedes hacerla más cremosa o más ligera, según lo que más te guste.

 

  1. Coco: rico en grasas buenas. La bebida de coco contiene electrolitos, que ayudan a combatir la fatiga y el estreñimiento. Existen cada vez más variedades de bebidas a base de coco, así como también otros derivados como cremas de coco y “leches” condensadas a base de esta fruta.

Recuerda que las cantidades de proteínas, carbohidratos, vitaminas y minerales de todas las bebidas y leches pueden variar según la marca que escojas, o si es elaborada por ti mism@. Prueba todo lo que estos alimentos tienen para ofrecerte, y escoge tus versiones favoritas.

Leave your thought